Línea 3... para rato